Testimonio de Silvia en Londres

¡Hola!
Son ya ocho meses desde que inicie esta gran aventura de venirme a Londres a trabajar de Aupair y…escribir sobre ello creo que es bastante complicado. En un principio decir que no me arrepiento de la decisión que tome, ya que a pesar de estar lejos de casa y tener momentos difíciles se que fue la decisión acertada.

Mi inglés ha mejorado muchísimo, he crecido mucho como persona y adoro a mis pequeños, por lo que, simplemente por eso mereció la pena.
Para mí venirme fue algo que a penas pensé porque sabía que si me lo pensaba no daría el paso, ha sido y es difícil para mí estar lejos de casa y de los míos, son muchos momentos en los que deseo estar allí aunque sea tan solo un instante, pero, la mayoría de los días cuando me levanto y consigo despertarme y los veo a ellos, me sonríen, me abrazan o me hablan sin parar de cualquier cosita importante para ellos, todo lo malo se esfuma, creo que ser Aupair es una de las mejores maneras de aprender inglés y conocer otras culturas, costumbres, etc.
La forma de vivir esta experiencia va ligado con la personalidad de cada uno, si eres aventurero, te gusta conocer mundo y gente, a pesar de lo malo, vivirás esto a tope; si simplemente te gustan los niños eso será lo que te motive cada día, si tu única razón es el idioma iras descubriendo cosas de tu nuevo hogar y de ti mismo cada día… hay infinidad de maneras de vivir esto.

Mi experiencia acaba en dos meses, he decidido volver a casa a pesar de que la familia quiere que me quede y aunque sé que echare de menos a mis pequeños cada día.
Habrá días malos, buenos e inolvidables; yo no me arrepiento de haber hecho mi maleta para venir porque ahora lo más bonito que me llevare será una mochila cargada de magníficos recuerdos.